Las camas abatibles ganan cada vez más protagonismo como soluciones para ahorrar espacio en viviendas de dimensiones reducidas, donde cada milímetro cuenta. Una cama abatible es apta incluso para los dormitorios de matrimonio o los dormitorios juveniles más pequeños, que nos permite liberar al máximo el espacio dentro de estas estancias.

Actualmente los fabricantes nos ofrecen modelos de camas abatibles altamente funcionales, con un diseño que permite superar muchos de los inconvenientes que se han asociado a estos muebles.

Camas abatibles de nueva generación

Tradicionalmente, las camas abatibles se han utilizado como el último recurso en dormitorios de matrimonio o dormitorios juveniles con unas dimensiones extremas, donde no era posible ubicar una cama tradicional, o bien como cama auxiliar destinada a las visitas. El principal inconveniente de las camas abatiblesera la incomodidad de tener que abrir el mueble cada noche antes de acostarnos.

Sin embargo, las camas abatibles de última generación han mejorado notablemente su diseño, incorporando mecanismos de apertura automáticos o semiautomáticos que podemos accionar con un mínimo esfuerzo. El mecanismo de apertura es totalmente seguro, con un sistema de bloqueo que evita movimientos no deseados.

Otra de las ventajas que nos ofrecen las camas abatibles es su diseño, que permite ocultar a la perfección un mueble tan voluminoso como este. Actualmente podemos encontrar modelos de camas abatibles para todos los estilos, adecuadas tanto para dormitorios de matrimonio como habitaciones juveniles. Cabe destacar la excelente funcionalidad de las camas abatibles con estanterías o armarios integrados, muy recomendables en espacios con alta demanda de almacenaje como los dormitorios juveniles.

Si optas por una cama abatible, ten en cuenta que estos modelos usan colchones más finos de lo habitual, dependiendo del fondo de cama. Este grosor menor del colchón no tiene por qué implicar una merma de comodidades. Los nuevos materiales, como el látex o los colchones viscolásticos, son idóneos para camas abatibles. En cuanto a la ropa de cama, mejor optar por sábanas ajustables, que no se descoloquen al plegar y desplegar la cama.

Tipos y principales aplicaciones de las camas abatibles

De forma general, podemos clasificar las camas abatibles en función de su sistema de apertura. Las camas abatibles horizontales, con un eje de apertura longitudinal, son las más efectivas si lo que buscamos es ahorrar espacio. En el caso de las camas abatibles verticales, el eje de referencia es el lado más corto de la cama. En dormitorios juveniles o infantiles, también pueden resultar muy interesantes las literas abatibles, ya sea con apertura horizontal o vertical, perfectas para habitaciones compartidas o para contar con una cama supletoria para las visitas puntuales.

Si estás pensando en amueblar tu dormitorio con una cama abatible, en el mercado actual podrás encontrar muchas opciones que integran la cama con otros elementos de mobiliario, como armarios y librerías. Aunque su precio puede resultar algo más elevado, es una buena oportunidad para amueblardormitorios juveniles con camas abatibles dormitorios de matrimonio con camas abatibles de una sola vez, con un diseño uniforme. Existen incluso modelos de camas abatibles con escritorio integrado, una solución óptima para sacar el máximo partido al espacio en habitaciones juveniles.