¿Aún no sabes que son los pisos laminados? En este artículo vamos a explicarte qué son los pisos laminados, dónde podemos utilizarlos y cuáles son sus características más interesantes.

Los pisos o suelos laminados son un tipo de piso fabricado con derivados de madera y otros materiales que imitan muy bien diferentes acabados. Es un pavimento que se caracteriza por su resistencia y su fácil limpieza.

Si lo pensamos detenidamente, el suelo o piso de un hogar es una parte fundamental. No solo a nivel decorativo el piso es algo básico para cualquier vivienda, sino que también es importante en nuestro día a día tanto para la limpieza como para soportar nuestras pisadas. En esta web encontrarás un catálogo de pisos laminados para elegir el que más te agrade.

Dentro del catálogo de pisos encontramos muchos materiales, formas y acabados. No obstante, ninguno de ellos se aproxima a la idea de un piso laminado. Un piso laminado es una opción ideal para aquellas personas prácticas que buscan obtener todas las ventajas de este tipo de material que nos permite disfrutar de un piso resistente, bonito y fácil de limpiar.

Fácil de limpiar

Las láminas que imitan la madera u otro acabado disponen de una capa fácil de limpiar, obteniendo las ventajas decorativas de la madera al mismo tiempo que lo podemos limpiar de forma fácil y rápida. Esta es una de las características más interesantes de los pisos laminados, sobre todo si tenemos niños o mascotas en casa que suelen ensuciar los pisos a diario.

Resistencia

La resistencia es otra de las grandes ventajas de los pisos laminados. Este tipo de suelos nos permite evitar las roturas y marcas gracias a su capa resistente a prueba de impactos y golpes. Es sin duda uno de los pisos más resistentes del mercado.

Más económicos que el resto

Si hacemos una comparativa de los pisos disponibles veremos que los pisos laminados son una de las opciones más económicas del mercado. El mármol, el granito o la madera son opciones mucho más caras sin ofrecer las mismas ventajas que los pisos laminados. Gracias a su precio podemos ahorrar bastante y obtener un piso resistente y bonito para nuestra vivienda u oficina.

Estilo decorativo

Otra de las ventajas de los pisos laminados es que ofrece muchos acabados y colores. El gran catálogo de pisos laminados incluye muchas formas y colores que permiten elegir el que más se adapte a nuestra casa, imitando prácticamente cualquier material que queramos.

El piso laminado se coloca encima del piso que tengamos instalado, por lo que no necesitamos retirar el anterior. Su aspecto pulcro y brillante enseguida nos hará pensar que hemos tomado una de las mejores decisiones al colocar este tipo de piso en nuestra vivienda.